La cama montessori: todo lo que hay que saber

Cama montessori con colchón sobre el suelo en habitación decorada con tonos blancos

La cama montessori está en boca de todo el mundo pero no todos saben muy bien qué es y por qué es una buena elección. En este artículo, además de dar respuesta a las dos primeras preguntas y mostraros ejemplos de diferentes tipos de camas montessori, os explico cómo hacer una con el mínimo gasto.

Qué es una cama montessori

Se trata de una cama para bebés y niños pequeños, normalmente de 0-24 meses. La cama se ubica a nivel del suelo, con un colchón de cuna o más grande, para que el niño pueda moverse libremente y de manera segura. Algunos lectores y lectoras practicarán el colecho, pero aún así, pueden obtener las ventajas de tener una camita para que el bebé descanse durante el día, o para que explore sus juguetes y su entorno desde un lugar cómodo.

Cada familia debe elegir qué momento es el adecuado para pasar a los bebés a su propia cama, teniendo siempre en cuenta la importancia del sueño y el descanso. Una familia que duerme bien es una familia feliz.

Por qué una cama montessori es una buena idea

A continuación, os explico las razones para adquirir o hacer una de estas camas.

  • Autonomía. Las camas se llaman así porque María Montessori era una defensora máxima de la autonomía de los niños. Con el colchón en el suelo facilita la entrada y salida de la cama. A partir de la etapa del gateo el niño o niña decide autónomamente cuando ir a su cama.
  • Seguridad. El colchón bajo evita que el bebé se caiga de la cama y por tanto, se lastime.
  • Salud postural. Para la cultura occidental es un poco chocante poner a los bebés en el suelo, como si los dejáramos tirados. En cambio, todos hemos oído de los beneficios para la espalda y la circulación de los tatamis orientales.
  • Economía y durabilidad. El moisés, la cuna, la cama infantil y la cama individual de mayores. Son un montón de cambios en unos pocos años. Te los puedes ahorrar pasando de la cama montessori, desde el nacimiento, a una cama individual normal cuando tenga 3 años. Evitar comprar cosas innecesarias es tener un estilo de vida minimalista.
  • Estímulo positivo. La cuna es lo más parecido que he visto a una cárcel para bebés. La libertad que promueve la cama en el suelo da alas a la exploración, y desde ahí también hay mucha mejor visión de lo que hay a su alrededor.

Algunos ejemplos de camas montessori

En la siguiente presentación he recopilado algunos ejemplos de camas de este tipo. He querido elegir modelos diversos, con variaciones del concepto, pero he querido respetar imágenes de género neutro.

Cómo hacer tu propia cama montessori

Después de todo lo leído, te voy a explicar cómo hacer tú mismo una cama de bajo coste y gran utilidad. En sólo cinco pasos puedes tener tu cama montessori lista.

  1. Coloca un alfombra sobre el suelo. Esto evitará el paso de humedad y frío.
  2. Añade un somier de baldas ajustable o bien, coloca alguno de los tipos de camitas vistas en la presentación de arriba.
  3. Pon un colchón, puede ser de tamaño cuna o directamente un grande para reaprovecharlo cuando compres su cama de mayor.
  4. Coloca las sábanas y mantas.
  5. Añade complementos. Si lo deseas, almohadas y cojines,  o muñecos de peluche para acompañar a tu bebé. También puedes colocar un dosel con luces de led para dar un toque más romántico. Si quieres puedes poner estantes bajos con cuentos de inspiración  montessori o un espejo a su altura.

Conclusión

Espero que te haya resultado de utilidad todo lo aquí explicado. Personalmente te puedo decir que yo usé una durante los dos primeros años de mi personita y no me arrepiento. Al revés, fue una de las mejores decisiones que tomé para su educación. Si además te interesa saber cómo crear un rincón de lectura montessori, o un rincón de juego montessori te animo a que leas estos artículos.

¿Te animas a poner una en tu casa? Cuéntame cuáles son tus experiencias sobre esto y no dudes en preguntar cualquier duda en los comentarios o a través de las diferentes redes sociales.

Déjame tu opinión, dudas y sugerencias en los comentarios. También puedes seguirme en redes sociales. Estas son mis cuentas en  InstagramPinterest y Twitter. Si además, eres lector empedernido, puedes seguirme en GoodReads. Finalmente, suscríbete para tener contenido exclusivo y recibe un regalo de bienvenida. 

Gracias por leerme.

4 comentarios

  1. Ana

    Hola:
    Tengo trillizos de 15 meses y llevan una semana durmiendo en colchones en el suelo. Ellos siempre buscan un tope con la cabeza para dormir, por lo que les he puesto muebles y chichoneras en la parte superior del colchón.
    Sin embargo, a veces dan muchas vueltas durmiendo y, además de molestar a los hermanos, acaban durmiendo en el suelo porque se salen de los colchones. He puesto un suelo blandito, pero me pregunto si sería adecuado poner barreras, pues sería contrario a la filosofía de la cama, pero evitaría que se resfríen o se hagan daño
    Gracias.

    • Hola, Ana:
      La filosofía de la cama no es una ley que haya que cumplir. Cada familia ha de adaptarse a sus necesidades. Yo suelo recomendar poner una alfombra mullida en el suelo para que si ruedan afuera sea más blandito y no se lastimen. No obstante, si te quedas más tranquila poniendo una barrera, hazlo. Cada familia debe decidir lo que es mejor para ellos.
      Gracias por escribirme y espero haberte ayudado.
      Un saludo,
      Mavi Pastor.

  2. Esperanza

    Hola,Hasta que edad de recomienda que utilizan este tipo de cama? Gracias

    • Hola. Cada uno conoce a sus hijos mejor que nadie, pero yo diría que a los tres años es buena edad para ponerlos en una cama alta, ya que controlarán mejor sus movimientos y no habrá riesgo de caerse. Gracias por tu comentario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *